lunes, abril 16, 2007

chanchos rodando barranca abajo (2)


+ Tomates secos: lo que te de el presupuesto.
+ Ajo picado: bastante. Nada de amarretear con uno de los mejores bulbos que Flora nos ha dado.
+ Aceite: de oliva. Pero el de allá. Ese que tiene él en la alacena. No hagan fila, la alacena es inexpugnable, hay un Asterix que la defiende y tiene carácter cabrero.
+ Aceto balsámico: un chorro hiper generoso.
+ Pimienta de cayena: la que viene para molinito, no la que viene molida. Pica. Mucho. Horrores. Ojo si tenés la tripa sensible o la salida averiada (you know). Cantidad suficiente.
+ En nuestra bendita patria se consigue ají molido: es una suerte tanto para estos tomates como para nosotros.

Ponés a remojar los tomates en agua tibiecita, algo así como 3 horas. Si es más, no importa, la cosa es el remojo previo.
Enjuagalos y ponelos en un bol como el que ves arriba. Tratá siempre de usar bol de vidrio. Sí, como me pongo hincha con las cucharas de madera, me pongo hincha con los bol de vidrio, ¿y?
El orden de añadidura de los ingredientes sobre los tomates es:
Ajos - pimienta - ají - aceite - pimienta de cayena - aceto.

Si te pinta tirarle orégano y/o agregarle sal, as you wish.
Vale mojar el pancito en los restos del menjunje cuando se terminen los tomates.

Si querés ser más pro todavía, cortá pedacitos de mozzarella (no te vamos a exigir las bolitas esas que además salen una ídem y media) y entremezclá un poquito todo en el plato. No le pongas al bowl porque no queda muy feliz: mejor mezclá en el plato, o no, o qué se yo, hacé como quieras.

Vino blanco va ideal con esto. Es más, si querés probar y remojar los tomates en vino blanco antes de hacer el estropicio este, ningún problema.

11 comentarios:

Uno de los ocho dijo...

Le juro que el jueves lo hago (y que mi hermano se compre cien de mortadela, si no quiere picante)

Adoro el ajo.

Patrizio dijo...

Adictivo. Yo no sé lo que hiciste para que fuera así, pero uno se sentía un delincuente comiendo esos tomatitos.
Daba la sensación de que cada uno de los que comía era uno que se robaba a la otra persona.

Que se repita.

Ginger dijo...

Bater, si vos me jurás que sabes hacer esos tomates de la foto, yo te voy a buscar en una limousina y te traigo a mi casa, te invito con Rutini, te preparo un postre de naranjas, te doy café con Cardenal Mendoza y te llevo a tu casa de vuelta.

ElTeta dijo...

Tengo una fábrica de esos tomatitos acá nomás.
Pude ver todo el proceso desde que llegan los tomates a la planta hasta que salen de los hornos.
En la fábrica los venden por kilo.

Me recomendaron, en vez de dejarlos en agua, hidratarlos en aceite de oliva.

Weltklang dijo...

Cocina bien, escribe bien. Usted se merece un lugar en la en mi galeria de admirados entre Saramago y Anthony Bourdain

Baterflai dijo...

Gin, perfecto, cuándo? XD

Baterflai dijo...

Welt: cocino bien y escribo rico!
Eso sí, no soy de las que dicen "ah, yo cocinar, te cocino, pero después me queda así como asquito de la comida, viste, y no como nada".

No, yo MORFO. Los tomates eran terreno de disputa (pero él es generoso y me dejaba siempre).

Teta, ya sabés qué podés traernos a Gin y a mí cuando vengas para Baires. El problema de hidratarlos con aceite es que quedan muy pesados, y necesitan más tiempo de remojo. Traé tomates y te canjeo por berenjenas en escabeche.

ElTeta dijo...

Prefiero llevartelos de onda.
Las berenjenas me resultan incomibles. No es cuestión de gusto. Me molesta mucho la textura que tienen.
En la fábrica que te digo tambien hacen berenjenas y manzanas.
En menos de diez cuadras tenés producción de deshidratados, ahumados de ciervo y jabalí (caroitos) y dulces y conservas de frambuesas, frutillas, cerezas y otros.

Baterflai dijo...

teta, creo que mejor va a ser que yo me pegue una vueltita por allá.

:P

Laura dijo...

qué riiiiiico!
(y no es sólo por la hora...)

Mercedes dijo...

Esto es una hermosura!!! Me encanta tu exigencia cucharademaderaboldevidrio, yo soy una talibana en eso.
Y vas a postear en algún momento tu método de preparación de las berenjenas? Baci!